lunes, 19 de mayo de 2008

Trigesimoprimer paso - El Retiro

Este Domingo, después de un pequeño puente en el que no he parado de comer bien, y no tan bien... (llamé al chino y nos enviaron unos tallarines con una cucaracha frita dentro, no he denunciado porque eran mis vecinos, pero han perdido un buen cliente), decidí cambiar de ruta, llevaba tiempo con ganas de salir a correr por el Retiro y así hice.

Salí de casa después de haber dormido más de 9 horas, al principio un kilómetro de bajada, para calentar, pero la siguiente cuesta me "mató", me pesaban muchísimo las piernas, y eso que el sábado casi ni jugué al fútbol (por cierto, terminó la temporada...), fue llegar al Pirulí, y no sé si por las radiaciones que emite, por el sol que hacía, por la astenia primaveral, o por qué, pero cerraba los ojos y veía una luz, ¿Me estaba muriendo? Paré un minuto para que se me pasara, ya pensaba que me iba a dar migraña, pero por suerte no fue así y pude continuar.

Correr por el Retiro es diferente a hacerlo por el carril bici, aunque también te encuentras con muchos corredores, aquí tienes más sombra, que en días de sol viene muy bien, y ves más verde, además de ser más divertido: te encuentras con gente tocando el acordeón, a la asociación española de tai-chi haciendo ejercicio con sus quimonos de los domingos, gente paseando sus perros, gente dando piñazos con sus patines en linea, en definitiva, lo que se suele hacer en todos los parques pero con cosas de marca. Un claro ejemplo de lo que digo es que en el carril bici me encuentro a señoras de mediana edad (mayores, vamos, y suelen ir en pareja) que van caminando con sus zapatillas de los Guerrilleros, su chándal fuxia o verde fosforito (de cuando el vaquilla hacía de las suyas), con la parte de arriba enganchada a la cintura y con una camiseta blanca que pone Pinturas Martín o similar. La señora que pasea por el Retiro va escuchando su mp3, tiene el pelo teñido y lleva maquillaje de Max Factor, luce un moreno de 3 sesiones de Rayos Uva, que con el maquillaje no la hace falta el chándal fuxia para verla, viste con pantalón de tonos marrones y calza botas de tacón, la camiseta es de manga larga y de color negro por si suda que no se note demasiado, ¿va a pasear o a ligar?. Si, el domingo me encontré a una persona así, y estaba paseando, porque me la encontré 2-3 veces, haciendo un recorrido parecido al mio pero a la inversa.

En fin, recomiendo mucho ir al Retiro a correr, la vista se entretiene más y se respira mejor, además entre ir y volver me hice 13 km. en 80 minutos, luego otros 5 km. de paseo con Patricia para estirar y por la tarde tocó ver a Nadal, el partido de rugby que echaron en La2, y escuchar por la radio como el Depor se clasificaba para la Intertoto. Otro domingo de deporte completito. Hoy ando mal del estomago, así que es posible que descanse...


2 comentarios:

Núria dijo...

Cómo extraño el Retiro!!!!!!!! Qué envidia (insana) me das. Sólo leer tu crónica sobre los personajes que te puedes encontrar me transporta al pulmón de Madrid...

Apa, a seguir corriendo!

PD.- Por cierto, en las fotos se ve a Patricia, sí, pero tengo dudas sobre la velocidad a la que iba (y las dos señoras que aparecen charlando a unos metros de ella y su colega, participaban en la carrera?).

Sergio dijo...

A ver si se ve el video que he subido, yo creo que los administradores, al no ver a nadie corriendo por la velocidad a la que iban está revisando y revisando el vídeo para saber si es legal.

Entiendo que eches de menos el Retiro, pero no te puedes quejar, que aquí no hay playa, bueno, ni muchas tantas cosas...

PD: Los varones acompañaban, no se si te has fijado que el hombre que sale en la foto empuja un carrito... y si, la gran mayoría fue andando. Muchas de esas solo corren al abrir el corte inglés en las rebajas.