martes, 14 de julio de 2009

117º paso - Vacaciones pagadas bien aprovechadas

Bueno... no voy a describir lo que son las vacaciones "pagadas" en mi caso, pero ya que me las pago aprovecho el tiempo y este fin de semana de 4 días que me ha tocado tener creo que lo he hecho de verdad.

El miercoles monté poco en bici, apenas una hora para hacer 23km., y el jueves descansé pero aproveché para ver un deporte que no había visto en mi vida, la hípica. Aprovechando las noches de hípica en el hipodromo de la Zarzuela quedamos A, S, D, M, P y yo para ver las diferentes carreras de esa noche, ninguno habíamos ido nunca y no sabíamos ni como vestirmos, lo único que estaba claro es que en esta ocasión no llevaríamos pamela ni sombrero... El sitio está muy bien para pasar una noche entretenida, los bares tiene barbacoas donde te hacen bocadillos de panceta y hamburguesas por solo 6€ (menos mal que merendé en casa...) y las cañas a 3€ (encima del tiempo), pero bueno el que quiera comer y beber que se vaya a una tasca. Vimos a gente de todo tipo, aunque abundaba la gente que iba muy bien vestida pero luego llevaban una bolsa de plástico de Sfera en la mano, en fin... Hicimos nuestras apuestas, 1€ por carrera (eran 5) y solo acerté en la primera porque el caballo se llamaba como el titulo de un mail que me enviaron hace poco y por eso aposté por él, pero lo divertido de esto, además de ver a los caballos y a los pequeños jinetes y amazonas (o jinetas como decia un niño pequeño), era ver a los que de verdad se jugaban dinero en las carreras, como lo viven... esto si que no lo puedo describir porque hay que verlo, pero uno después de gritar "Vamos 6" 700 veces mientras tenia el movil en la oreja, durante la última recta y tras una espectacular remontada de dicho caballo, bajo las escaleras a toda leche que parecía que había ganado 1millon. Lo dicho, es para vivirlo, pero no más de una noche...

Al día siguiente, después de trabajar una pequeña siesta donde la pereza se apoderó de mi, a lo que ayudaba el calor que era insoportable, esa tarde, en vez de coger la bici me fui a la piscina y me hice 38 largos (si, los conté) y por fin me relajé, empezaba mi superfindesemana.

El baño me vino muy bien para descargar los musculos en el agua, el sábado nos levantamos muy temprano Patricia y yo, a parte de para ver los San Fermines que no me he perdido ninguno este año, para preparar unos bocadillos, coger la mochila e irnos a la Pedriza a hacer "senderismo". Hicimos una ruta que duró unas 4 horas aprox., el coche no lo metimos en el Parque Regional del Manzanares, decidimos dejarlo abajo para no contaminar, de hecho tienen la entrada limitada o 250 coches (aunque en algunas webs he leído 400) al día. Asi que desde la entrada, donde está la barrera preguntamos, nos dieron un planito y seguimos el camino de tierra paralelo a la carretera, eran las 9 y poco. En casi una hora llegamos al parking y fue allí donde decidimos la ruta que hacer, más que nada porque teníamos planeada una de 3h30m que nos llevaría hasta Canto Cochino. pero ya habíamos hecho una hora, más la que tendríamos que hacer para volver hacían de la ruta un suplicio, y a lo que ibamos era a disfrutar. Decidimos pues hacer una ruta un pelín más pequeña que nos llevaría desde Collado Cabrón hasta el Refugio Giner de los Ríos.

Dar estos "paseos" es otra cosa que recomiendo, respirar aire de verdad, no oir el típico ruido de la ciudad como coches, taladros, etc. y escuchar a las chicharras o los pajarillos, además en el Refugio vimos a un burrito muy simpático que nos seguía a ver si le dabamos algo de pan, pero llegaba tarde, el bocadillo ya estaba en el estomago... Una experiencia muy agradable, hacía tiempo que no salíamos al campo.

Por la tarde nos fuimos a casa de unos amigos donde nos bañamos de nuevo en la piscina y tomamos algo relajadamente, aunque al final me acosté a las 2 de la noche. Pero aún así, como ya he dicho, me levanté a las 7:30 el domingo, vi los encierros, me espabilé como pude con un zumito y unas porciones de pizza que sobraron del día anterior y cogí la bici para irme a Colmenar. 91km. en 235minutos, una pequeña paliza, pero que ganas tenía de volver a hacer una ruta larga, con la música que ponen los domingos por la mañana... (se que no se puede ir con cascos, pero lo llevo bajito) Poco a poco iba llegando a los sitios en el tiempo estimado, y a la altura de Colmenar me di la vuelta, aunque tenía pensado hacer más kilometros no pude, primero porque había quedado para comer y de casa salía a las 9 en vez de a las 8:15 como quería, y segundo porque sabía que la vuelta iba a ser dura, y lo fue... viernes natación, sábado senderismo, le sumas dormir poco y unos cuantos km en bici... y sale un refrán seguro. Cuando llegué a casa me sentía realizado, por fin estaba "cansado", con ese dolorcillo de piernas característico, pero no conforme, por la tarde, Patricia y yo volvimos a la piscina, esta vez no conté los largos, solo calculé el tiempo minimo en hacer uno a croll y fueron 20segundos, se que es mucho tiempo, pero yo uso unas calzonas de futbol y no un bañador hecho con piel de tiburon de esos...

El lunes no hice nada... nada deportivo, por la noche teníamos una actuación de magia en la sala Galileo con motivo de la Fiesta fin de curso de la escuela, asi que no estaba para pensar en otra cosa, pero creo que salió todo bastante bien, y lo más importante, nos divertimos todos mucho. Después de acostarme tarde por salir luego a tomar algo para celebrar el debut hoy he vuelto a hacer lo mismo... pero era el último encierro... como tenía todo el día por delante que he hecho? Pues si, sacar la bici de nuevo y hacerme 43 km., ahora si puedo decir que ha concluido el superfindesemana y pocos habrá que haga tantas cosas diferentes, es lo que tienen las rutinas, que hay que saber romperlas, pero pronto espero, con motivo de las vacaciones, volver a las rutinas del verano pasado...

1 comentario:

Karaka dijo...

Lo de BELAHILE se sale, muy buena tronko, muy buena